Nuevos procesadores Intel para servidores

 

Intel anunció una nueva familia de procesadores para servidores que aceleran el cómputo de misión crítica y les permiten a los departamentos de TI manejar mejor los ambientes de datos a través de nuevas características de seguridad y fiabilidad, además de un desempeño récord.

 

Las familias de productos Intel® Xeon® E7-8800/4800/2800, se basan en la generación anterior de procesadores Intel para servidores y establecen un nuevo estándar para aplicaciones de cómputo de alto desempeño, incluyendo la inteligencia de negocios, análisis de datos en tiempo real y virtualización.

 

Fortaleciendo la línea para data centers, los nuevos procesadores también proporcionan características avanzadas de seguridad que garantizan una mayor integridad de los datos.

 

Los nuevos procesadores Intel® Xeon® de hasta 10 núcleos con tecnología Intel ® Hyper-Threading ofrecen un desempeño hasta un 40% mayor que el procesador Intel® Xeon® de la serie 7500. Al mismo tiempo, una nueva funcionalidad de ahorro de energía reduce el consumo de las partes del chip que están inactivas. A partir de hoy, se espera que más de 35 fabricantes de todo el mundo anuncien sistemas basados en el procesador Intel ® Xeon® de la familia E7.

 

La compañía también anunció una versión del chip que combina los beneficios del alto desempeño con un voltaje bajo, así como una versión con frecuencia optimizada.

 

Intel también anunció hoy el procesador Intel® Xeon® de la familia E3-1200, un procesador básico para servidores construido para satisfacer las demandas únicas de aplicaciones para pequeñas empresas, que van desde herramientas de colaboración a aplicaciones de almacenamiento y back-up. Con un desempeño hasta un 30% mayor que la generación anterior, la familia de productos para procesador Xeon® E3-1200 es más rápida y proporciona una mayor fiabilidad que una computadora de escritorio que ejecute aplicaciones similares.