Nuevo protocolo de transmisión de datos inalámbrico, hasta 15Gbps

ist2_4960627-wireless-technology-icon

El Centro de Diseño Electrónico de Georgia (GEDC) ha sido capaz de producir un chip CMOS funcional en frecuencia de 60 GHz y enfocado a transmisiones inalámbricas de corto rango ofreciendo una tasa máxima de 15 Gbps, o lo que es lo mismo casi 1.900 MB/s.

La nueva tecnología tiene como propósito ser usado para comunicaciones en una corta distancia dado que la máxima velocidad puede alcanzarse a menos de 1 metro de distancia. Las aplicaciones del chip CMOS son muchas y podría dejar completamente desfasada la conectividad actual mediante cables en muchos aspectos.

Como por ejemplo, podría ser usada para disponer de ordenadores y servidores sin cables, sistemas de cine en casa sin cables (con tal tasa de transferencia se pueden mandar las imágenes sin comprimir de una película en alta definición), y cualquier transmisión de datos entre dispositivos, como cámara a PC y similares.

El chip CMOS integra un sistema de bajo consumo de radiofrecuencia junto con una antena integrada, el conjunto consume tan sólo 100 milivatios cuando funciona, haciendo del mismo un dispositivo no sólo pequeño sino que también, eficiente. Las velocidades de transmisión de datos no tienen precedentes: 15 Gbps a 1 metro, 10 Gbps a 2 metros y 5 Gbps a 5 metros.

La especificación de la nueva tecnología llegará durante este año como un estándar ISO y según Joy Laskar, miembro del comité de estándares Ecma 60GHz, “este nuevo estándar representa un gran paso adelante  los consumidores podrán ver productos con dicha conectividad en un periodo de dos a tres años.”